Aloe-Vera ¿También un súper alimento?

0
220

Ya conocíamos un buen número de propiedades interesantes en el Aloe-Vera como producto estético, ahora descubrimos su valor nutricional como alimento.

Aloe-Vera ¿También un súper alimento?

La planta Aloe-Vera, independientemente de los posteriores preparados que se puedan realizar basándose en ella, posee un buen número de propiedades y usos relacionados con la salud.

Generalmente todos los remedios y preparados que podemos realizar con esta planta se basan en su gel, extraído de las pencas. Estamos ante una planta muy dura y resistente, capaz de crecer en entornos no especialmente amables, por lo que, además, es perfectamente factible y fácil cultivarla en casa.

Las propiedades más conocidas del Aloe-Vera

El Aloe-Vera tiene un gran número de propiedades medicinales reconocidas.

Desde el punto de vista de la composición, en el gel de esta planta encontramos desde vitaminas de los grupos A. B y C, hasta ácidos grasos, aminoácidos, minerales…

Dentro de las propiedades paliativas o curativas, las más conocidas son las siguientes:

  • Regeneración de las células de la piel
  • Ayuda a la regeneración de tejido interno
  • Acción antiinflamatoria
  • Efecto analgésico
  • Ayuda para la eliminación de hongos y virus
  • Efectos depurativos

Se considera también una planta que puede utilizarse como filtro de absorción ante determinados elementos tóxicos, como por ejemplo las pinturas, los esmaltes o los restos de PVC

Propiedades nutricionales del aloe vera

El Aloe-Vera también tiene propiedades interesantes desde el punto de vista nutricional. Ya resulta frecuente encontrar comercializados algunos productos de alimentación que incorporan esta planta, por ejemplo los yogures.

Una de las ventajas interesantes que el Aloe Vera puede aportar a la alimentación es su facilidad para adaptarse, ya que no añade sabores y colores en las mezclas. Sin embargo, no pierde sus propiedades al incorporarse a otros alimentos como, por ejemplo, los yogures para facilitar el tránsito intestinal.

Como veíamos anteriormente esta planta presenta realmente valores nutricionales muy interesantes, su riqueza en minerales, de la que destaca la presencia de magnesio y hierro, es notable. A lo anterior hay que sumar una gran presencia de vitaminas en las que se representan los grupos A, B y C y un aporte de fibra también notable. Toda esta composición no sólo incide en una buena protección intestinal, también en una gran ayuda para problemas de estreñimiento y mejora de la digestión.

Mientras, la presencia de aloína (traquinona) puede ser positiva, pero también negativa. Esta sustancia, que se utiliza en medicina para el tratamiento de infecciones bucales o como laxante entre otras aplicaciones, puede llegar a ser tóxica dependiendo de las cantidades y provocar reacciones alérgicas en determinadas personas.

En general la mejor manera de consumir Aloe Vera es, o bien ya incorporado a preparados que nos ofrezcan garantía, o, prepararlos en casa a partir de la planta ya cortada y envasada en establecimientos especializados. Además de por lo ya citado, está planta ya preparada y cortada correctamente hace que no tengamos que pasar por el proceso de eliminación del látex que la recubre, muy amargo y además muy purgante.

En cualquier caso, la incorporación del gel de Aloe-Vera a la cocina cada vez es más frecuente, tanto en cócteles como el cremas, sopas, batidos o incluso ensaladas.

Imagen de Flickr

Source: Salud

Comentar con facebook

No hay comentarios

Dejar respuesta