Cada cuánto es aconsejable visitar al dentista

0
460

Afortunadamente hoy en día todos tenemos clara la importancia de la salud bucodental. Sin embargo, no tenemos a veces tan claro cada cuánto es necesario acudir al dentista.

Cada cuánto es aconsejable visitar al dentista

Cuando hablamos de cuidar la salud de nuestra boca es evidente que hay un gran número de cosas que entran en juego, la primera de ellas es la higiene y las medidas de prevención que nosotros mismos podemos poner en práctica.

No obstante visitar al dentista es también una parte básica que hay que tener presente si queremos tener una boca saludable, y de paso, evitar otras complicaciones que pueden surgir alrededor de una mala salud bucal.

La duda sobre cuando hay que acudir al dentista es bastante habitual. Realmente debemos distinguir dos escenarios diferentes para ello: en primer lugar cuando debemos ir al dentista como prevención, y, en segundo lugar, cuando nos indican que es necesario ir al dentista de manera urgente.

Acudir al dentista como prevención

Los resultados de un mal cuidado de nuestras bocas no siempre se muestran de manera inmediata. De hecho, los efectos el paso del tiempo y el deterioro de las dentaduras son el más importante ejemplo de lo necesaria que es la prevención.

Por tanto visitar al dentista de manera regular resulta básico. Sin embargo, no es común que se plantee un calendario de visitas al dentista como parte de nuestra salud y bienestar, algo que debiera hacerse e incorporarse en todos los casos.

No vas a encontrar unanimidad a la hora de las recomendaciones sobre cada cuánto tiempo realmente es necesario acudir al dentista. Existen corrientes que dicen que al menos debe garantizarse una revisión semestral, en este caso, además de los problemas que pueden solucionarse con la prevención, se incorpora el beneficio de refrescar conceptos relacionados con los cuidados y la higiene bucal. Por otro lado la corriente mayoritaria afirma que, en caso de dentaduras sanas o que se están desarrollando de manera saludable en el caso de los niños, con una visita cada año o año y medio es suficiente.

Lógicamente se habla de visitas no motivadas por problemas, si no enfocadas desde el punto de vista de la prevención o la constatación de una buena salud bucodental.

Señales para acudir al dentista con urgencia

Resulta curioso como para la gran mayoría de afecciones solemos dar una respuesta rápida acudiendo a los profesionales médicos, mientras que en problemas relacionados con nuestros dientes somos mucho más lentos en reaccionar ante las señales.

Realmente cualquier cambio que notes en tu boca lo debes consultar de manera inmediata, incluso cuando no exista dolor. Un buen ejemplo lo tenemos en el caso del desplazamiento de un empaste, que no resulta doloroso y que dejamos pasar, esto puede acabar con el empaste totalmente desplazado y la sensibilidad de la pieza dental ante el frío, los dulces, etc., algo que se podría haber evitado.

Tampoco debes dejar de dar importancia a cuestiones como la acumulación entre dientes de alimentos u otros síntomas no dolorosos como dientes flojos, ya que son señales que auguran mayores problemas a corto y medio plazo y que pueden ser mejor tratados cuanto antes se incida en ellos.

No asocies acudir al dentista exclusivamente con el dolor, esto es un error ya que el dolor es la expresión más extrema y en muchos casos puede evitarse acudiendo antes a un profesional.

También te puede interesar:

Cómo afecta a tu cuerpo el no cepillarte los dientes

Qué pruebas dentales cubre la Sanidad Pública

Caries en los pequeños ¿Hasta qué punto son normales?

Los mejores consejos para el cuidado de nuestros dientes

Imagen de Flickr

Source: Salud

Comentar con facebook

No hay comentarios

Dejar respuesta