Cuándo tenemos que ir al fisioterapeuta

Acudir al fisioterapeuta se asocia a tener que aliviar una lesión muscular, pero también es importante su papel a la hora de prevenir nuevas lesiones o que aparezcan otras antiguas.

0
44

 

La mayoría de las personas somos reticentes a acudir al médico o a los especialistas. Ocurre también con los fisioterapeutas, nunca sabemos si debemos acudir a este especialista.

El fisio es el encargado de ayudarnos cuando tenemos molestias o dolencias en músculos y articulaciones con la aplicación de tratamientos entre los que se puede contar ejercicio físico específico, aplicación de terapias de frío o calor, masajes o el uso de electricidad con un uso terapéutico. Suele ser un error el hecho de pensar que al fisio sólo pueden ir deportistas de élite. Cualquier persona puede necesitar la ayuda de este tipo de profesional. Y es que estos profesionales son unos grandes aliados en la prevención de futuras lesiones y el tratamiento de algunas patologías, lo que ayuda a la realización de una actividad física y un bienestar general.

Para empezar, una de las razones que nos pueden llevar a visitar a un fisioterapeuta es tener problemas posturales, los cuales generan dolor y molestias, amén de impedirnos la correcta práctica deportiva. Estos profesionales nos indicarán cuáles son los mejores ejercicios para corregir y mejorar nuestro estado físico.

Otra de las razones para visitar a un fisioterapeuta puede venir justificada por haber tenido en el pasado lesiones o molestias musculares y deseamos que no vuelva a ocurrir. Allí podrá realizar un trabajo preventivo para evitar nuevas lesiones o la recaída de antiguas.

No sólo en lesiones actuales o pasadas nos puede ayudar un fisio. Además nos puede echar una mano con el entrenamiento físico adecuado según nuestro pasado, es decir, su tuvimos lesiones en el pasado, tenemos dolores musculares por problemas podológicos o de postura. Para ello nos podrá indicar los ejercicios que mejor nos vienen sin caer en las temidas recaídas o sobreentrenamiento. Como es evidente, si sufrimos dolores musculares continuos o cuando practicamos una actividad física concreta, acudir a este tipo de profesionales nos puede ayudar a tener una solución a los mismos.

Tenemos que valorar también los consejos de salud que nos pueda dar los fisioterapeutas teniendo en cuenta que nos pueden indicar si estamos haciendo algo bien o mal a la hora de ejercitarnos. Los fisioterapeutas nos pueden ayudar a mantenernos sanos. Evidentemente, si llevamos a cabo un entrenamiento específico también nos puede ayudar a fortalecer aquellas zonas más propensas a tener lesiones.

Además, puede dar medidas preventivas como vendajes para cuidar tobillos, dedos o aplicar hielo calor dependiendo de las molestias. Siempre es interesante también aplicar técnicas pasivas como activas. En las primeras contamos ejercicios de movilidad, estiramientos o masajes para relajar los gemelos o las regiones lumbares.

Imagen de Flickr

Source: Salud

Comentar con facebook

No hay comentarios

Dejar respuesta