El Concejo Deliberante le rinde homenaje a Maverik

En el día de ayer se aprobó un reconocimiento post mortem a Adrian Fernandez, reconocido artísticamente como Maverik

0
1220

.

En la madrugada del 14 de febrero de este año, la comunidad artística y cientos de fans, se vieron sacudidos por la triste noticia de la muerte de Adrián Fernández, conocido por su nombre escénico, Maverik.

Ahora, el Concejal de Guaymallén Ignacio Conte compartió en su página de Facebook una buena noticia. “En el día de ayer el Concejo Deliberante de Guaymallén aprobó un reconocimiento post mortem a Adrian Fernández, reconocido socialmente como Maverik, referente fundamental para él y tantos drags, Adrián se movió en los escenarios con la música de bandas y solistas alternativos, y en 2010 llegó a ser un ícono nacional”.
Desde Mendoza, Maverik construyó su identidad artística, con mayor grado de sofisticación que el de un drag queen o performer promedio, siempre inquieto, siempre ávido de explorar estéticas, devorar películas, asimilar lo mejor de la música y el cine.

Hace una década, Maverik era de una las figuras más aclamadas en pubs y discos locales como La Reserva y Queen. Después de una elogiada presentación en el Axel Hotel de Buenos Aires en enero de 2010, nuestro artista hizo una jugada ambiciosa: mudarse a la gran ciudad. A base de persistencia y talento puro, logró transformarse en un ícono de la noche porteña en grandes discotecas como Human, Palacio Alsina y Crobar.
Más allá del notable magnetismo de su imagen, con sus rasgos angulosos acompañados de una delgada y elegante silueta, Maverik puso especial acento en un concepto visual siempre exquisito. Desde el maquillaje, hasta el vestuario, pasando por la notable plasticidad de sus movimientos; este gran performer encontró el balance justo entre la virtud, el carisma y la energía.

Sus creaciones no sólo se deslizaron a lo largo de cientos de noches en Mendoza y Buenos Aires, sino que también pusieron su toque especial al trabajo de artistas y fotógrafos como José Meza, Daniel Tau y Cristian Martínez. A la vez que su figura destiló especial fascinación en programas como el de Susana Giménez, donde Maverik contó con la frescura cristalina que siempre lo caracterizó, que cuando era un niño “adoraba probarse los tacos y vestidos de su abuela”, o que de chico jugaba a ser Susana.

Fuente MDZ

Comentar con facebook

No hay comentarios