¿Necesitas un curetaje o vale con una limpieza?

0
430

Muchas veces, aunque nos lavemos a menudo los dientes, nuestras encías enferman y se infectan. Un curetaje puede ayudarte a salvar a largo plazo tus dientes.

La salud de nuestros dientes es básica para mantenernos sanos. Si bien es interesante hacerse una limpieza dental cada año, el curetaje va más allá, ya que es un tratamiento para eliminar la placa bacteriana profunda que se realiza cuando hay una enfermedad periodontal como una gingivitis o periodontitis. De alguna manera consiste en eliminar las bacterias que se acumulan debajo de las encías y que producen inflamación en las mismas alcanzando la raíz y creando la bolsa periodontal. Con el curetaje se pretende eliminar las bacterias asentadas en la bolsa periodontal, raspando las raíces y eliminando, a su vez, el sarro acumulado con una cureta.

El gran problema de la periodontitis es que los síntomas, muchas veces, no aparecen hasta que la situación es grave y el daño causado a las estructuras de los dientes ya no es reversible. Con el tratamiento adecuado, sin embargo, se puede detener esta enfermedad y hasta se puede mejorar. El mejor tratamiento sería, precisamente, un curetaje o limpieza profunda con el objetivo de eliminar las bacterias de la bolsa periodontal mediante un raspado para eliminar el sarro de la superficie de los dientes, alisarla y eliminar las impurezas.

Alguien podría pensar que un curetaje y una limpieza son lo mismo, pero no. De alguna manera, cuando nos hacemos una limpieza ordinaria eliminamos el sarro de la superficie del diente, mientras que su nos hacemos un curetaje la limpieza es mucho más profunda, alcanzando las bolsas periodontales que están contaminadas y se eliminan los depósitos de sarro que se forman debajo de las encías. Al ser una limpieza más profunda y dependiendo de cómo de profundas estén las bolsas periodontales, la cantidad de sarro y la sensibilidad del paciente, el profesional podría necesitar anestesiar la zona para que no haya dolor ni molestias.

Para saber si necesitamos un curetaje o una limpieza sin más, lo más lógico y recomendable es pedir opinión a nuestro dentista de confianza, pero como información básica deberías saber si tienes bolsas periodontales o gingivitis. Si la respuesta es afirmativa necesitas un curetaje y en este punto un buen seguro dental puede ayudarte.

Hay que tener en cuenta que dependiendo del nivel de la bolsa, pueden ser necesarias hasta cuatro sesiones, más si hay que anestesiar parte de la boca, y cada una de ellas puede tener un coste de entre 65 y 75 euros. Después, el “posoperatorio” dependerá también de la magnitud de la intervención. Puede haber dolores en la zona intervenida, aunque su dentista le recetará ibuprofeno o algún calmante más potente. Además, notará que sus dientes se vuelven más sensibles a los cambios de temperatura y puede haber sangrado. Deberá tener cuidado durante las primeras semanas al cepillarse los dientes, hacerlo de manera suave, quizás con un cepillo especial ultrasuave, y es probable que su dentista le recomiende un colutorio con clorhexidina.

Imagen de Flickr

Source: Salud

Comentar con facebook

No hay comentarios

Dejar respuesta