Si eres autónomo te puedes desgravar el seguro de salud y algunos más

0
108

Si eres autónomo casi estás obligado a tener un seguro de salud, no puedes permitirte enfermar o coger la baja. La buena noticia es que te puedes desgravar.

Los autónomos muchas veces desconocemos algunas de las ventajas que tiene estar en este régimen laboral. Uno de ellos es el hecho de que nos podemos desgravar por el seguro de salud privado. Como los autónomos no nos podemos permitir enfermar o esperar para las consultas de la Seguridad Social, que es estupenda, pero con los recortes del gobierno no da ya el mismo trato, se ha generalizado la contratación de seguros de salud para poder acceder a un médico en el momento que lo precisemos.

La buena noticia es que los trabajadores autónomos que suscriban un seguro de salud privado podrán deducir las primas que paguen por él hasta un máximo de 450 euros. Y es que el seguro médico privado supone un gasto deducible para un autónomo, incluso se pueden beneficiar sus familiares. Tanto la cuota del conyuge, como la de los hijos menores de 25 años podrán incluirse en esa deducción. La actualización de la ley incrementó en hasta 500 euros por persona la deducción, mientras que en el caso de profesionales con discapacidad es de 1.500 euros, por lo que la base imponible por la que un autónomo debe tributar se reduce considerablemente.

En el caso de las empresas, la deducción del seguro de salud afecta directamente al Impuesto de Sociedades. Cada vez más compañías apuestan por ofrecer seguros de salud privados, ya que estas retribuciones en especie son muy valoradas por los trabajadores y afectos fiscales recibe el trato de gasto social por lo que una vez obtenidos los beneficios empresariales del ejercicio se restará el importe correspondiente, lo que supone un importante ahorro para la compañía. El trabajador está obligado a tributar estas retribuciones en especie en su declaración de la renta particular, pero en el caso de los seguros de salud no se consideran como tal hasta un importe de 500 euros.

Hay que tener en cuenta que los particulares que contraten un seguro de salud privado no disfrutarán de ninguna ventaja fiscal en sus impuestos, aunque existen excepciones en comunidades autónomas como Aragón o Islas Baleares. Donde sí podría haber algún tipo de ventaja es en el caso de un copago entre la empresa y el trabajador, es decir que ambos paguen una parte del seguro de salud.

Pero no sólo el seguro de salud se puede deducir, además se puede ahorrar parte del IVA de otro tipo de seguros.  El primero sería el seguro de coche. Es verdad que el tratamiento fiscal del vehículo de los autónomos siempre ha sido polémico. Para Hacienda no es lo mismo el IVA aparejado al vehículo que sus gastos generales. Los seguros de coche para autónomos no llevan IVA con lo que no se puede deducir nada. Para la declaración de la renta, la deducción del seguro de coche para autónomos sólo puede hacerse con la condición de que sea en un 100% para la actividad que realizan y no para el ocio. Y hay que demostrarlo. Si es así, la cuantía del seguro se podría colocar como gasto deducible.

Otro de los seguros que puedes desgravar como autónomo es el de vida en hasta 500 euros. Se puede deducir en las coberturas de fallecimiento, invalidez permanente o incapacidad total. Como también se puede desgravar el seguro de responsabilidad civil siempre que estén ligados a la actividad económica del profesional. No existe límite de deducción, como ocurre también en el seguro de transporte se puede deducir, especialmente dirigido a los profesionales del transporte de mercancías. Otro seguro que puedes desgravar y es interesante es el seguro de hogar. ¿Todo? No. Sólo la parte proporcional de la casa dedicado al negocio. Es decir, si el despacho ocupa un 10% de la casa, podrás desgravarte el 10% de este seguro por actividad. Esta situación cambia en seguros de comercio, naves industriales y seguros de oficinas, ya que aquí es evidente que todo el edificio forma parte de la actividad, por lo que podrás desgravar hasta el 100%.

Imagen de Flickr

Source: Salud

Comentar con facebook

No hay comentarios

Dejar respuesta